Ensalada con Zanahoria

Las ensaladas como un primer plato o bien para acompañar al segundo son ideales. En esta ocasión os dejo con una ensalada sencilla y rápida de hacer. Si estáis acostumbrados a tomar ensalada diariamente podéis ver este consejo, seguro que os va a venir muy bien para ahorrar tiempo.

Ingredientes:

Lechuga (o mix de lechugas)

Zanahoria

Huevo cocido

Tomate

Aceitunas

Cebolleta

Aceite virgen extra

Vinagre de Jerez

Sal

 

Dependiendo de cuántos seáis para comer, así tendréis que hacerla de grande, simplemente es poner las cantidades adecuadas al número de comensales, e incluso hacerlas en boles individuales, colocando sobre la mesa la aceitera, la vinagrera y el salero para que así cada uno pueda aliñarla a su gusto.

Lavamos la ensalada y la escurrimos bien. La cortamos  y la ponemos sobre una ensaladera. Añadimos el tomate, ya lavado, en trozos, de la forma que se prefiera y hacemos lo mismo con la cebolleta, de forma que quede bien repartido por encima de la lechuga. Añadimos las aceitunas y hacemos igual.

Cortamos el huevo cocido y lo repartimos por encima, puede cortarse en gajos, rodajas, más o menos grandes, al gusto. Pelamos la zanahoria y la cortamos con la mandolina, si no tenéis se puede hacer con cuchillo, pero este aparato las deja muy finas y vale para muchas otras preparaciones. Una vez cortada la zanahoria y puesta sobre la ensalada, la aliñamos con la sal, el vinagre y el aceite. Se presenta así en la mesa para que quede más vistosa, y luego ahí mismo se mueve para que todos los ingredientes queden impregnados del aliño.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.