Todas las entradas de: Dela

Bizcocho con Harina de Maíz (Sin Gluten) (TH)

El bizcocho elaborado con harina de maíz no tiene gluten, por esto es ideal para las personas que son celíacas, es decir, personas que no toleran el gluten. Es parecido a cualquier otro bizcocho, está realmente delicioso y ese color amarillo tan bonito se lo da la propia harina de maíz. El que sea un bizcocho sin gluten no significa que sea sólo para los celíacos, en absoluto, es apto para todo el mundo, y espero que lo probéis porque está muy rico.

Ingredientes:

390 g de harina de maíz

250 g de azúcar

130 g de leche

130 g de aceite de girasol

3 huevos

1 sobre de levadura en polvo

Ralladura de un limón

Mantequilla o margarina

Azúcar glass

.

Ésta es la harina que he utilizado, la podéis encontrar casi en cualquier supermercado (me parece que ésta es de DIA), y en las grandes superficies seguro que la hay.

He utilizado la thermomix, pero se puede hacer perfectamente de la manera clásica.

Comenzamos poniendo el azúcar en la jarra y la hacemos polvo. Añadimos una parte de la harina y mezclamos.

Echamos la piel de un limón (ver consejo) y trituramos.

Removemos con una espátula para que no se quede nada pegado al fondo de lo que acabamos de triturar.

Añadimos el resto de la harina y la levadura.

Incorporamos los huevos, el aceite y la leche. Batimos hasta que queden todos los ingredientes bien mezclados.

Echamos la masa en un molde previamente untado de mantequilla o margarina.

Metemos al horno precalentado a 200ºC durante 35 a 40 minutos. Comprobando antes si está hecho pinchando con una pincho de madera o metálico. Se puede poner un poco el grill para que se dore un poco más la superficie, pero a temperatura algo más baja y teniendo cuidado porque se dora rápidamente.

Una vez dorado lo sacamos del horno, esperamos unos minutos y desmoldamos. Dejamos que se enfríe y espolvoreamos con azúcar glas por encima.

Listo para comerlo en los desayunos o en las meriendas, queda muy esponjoso y es un dulce hecho en casa que siempre es mejor que los que se compran.

 

Parrochas en Tempura

Las parrochas son sardinas, se les llama así porque son de un determinado tamaño, en este caso son sardinas pequeñas.  Son muy ricas, finas y de un sabor algo menos intenso que las sardinas grandes, pero mucho más finas y delicadas. Al ser pequeñas también tienen menos grasa y apenas tienen escamas, así que son fáciles de limpiar. Se pueden hacer de muchas maneras, esta vez os las presento en tempura, que quedan deliciosas. No dan mucho trabajo ya que se hacen sin quitarles la cabeza o las tripas, pero se pueden hacer limpias totalmente, incluso de la espina, pero así quedan más jugosas. Esta forma de hacerlas, con tempura, es como hacen los japoneses el rebozado, queda una envoltura ligera y crujiente que no es nada grasienta.

Ingredientes:

Sardinas parrochas

Harina de tempura

Agua muy fría

Sal

Aceite de oliva virgen

.

Ponemos en un bol agua fría, incluso con unos hielos para que así esté bien fría, éste es uno de los puntos importantes para que salga bien. Yo prefiero poner primero el agua, porque  de esta forma es justo la cantidad quiero para rebozar. Voy echando la harina de tempura, poco a poco, y batiendo con unas varillas, hasta conseguir el espesor que quiero obtener, no ha de ser ni muy claro ni muy espeso, casi peco de claro, y no hace falta batir en exceso. Darle el punto de espesor es el otro de los puntos que hay que tener en cuenta, junto con el agua fría, para que la fritura quede ligera y crujiente.

Una vez lavadas las sardinas o parrochas, las sazonamos y las vamos introduciendo en la tempura.

Ya tendremos preparada una sartén con el aceite, que ha de ser abundante para que se frían bien, ha de estar caliente, pero no en exceso, ya que se doraría muy rápido por fuera y no se harían por dentro. Vamos echando las sardinas en poca cantidad para que se hagan mejor.

Una vez hechas las pasamos a un plato con papel absorbente y de ahí a una fuente para servirlas inmediatamente. Veis que queda un rebozado ligero y crujiente.

Pimientos del Piquillo de Dela

Estos pimientos están de vicio, muy ricos, y la salsa está para mojar pan. Son ideales para acompañar a las carnes, pescados, …., o solos, como más os guste, son deliciosos. Se pueden tener preparados con antelación e incluso hacer cantidad porque guardados en la nevera, en un recipiente hermético, pueden conservarse muchos días. Además en cuanto veáis el paso a paso comprobaréis lo fácil que es esta receta.

Sigue leyendo Pimientos del Piquillo de Dela

Torrijas Rellenas de Chocolate

Las torrijas son un postre típico de Semana Santa, hoy os dejo con una versión nueva, esta vez rellenas de chocolate, aunque no se si sabéis que ya tenéis en el listado de recetas (A, B, C … de las Recetas 1) otras versiones de este postre. Hay que reconocer que las clásicas serán siempre las número uno, pero tenemos que ir probando cosas nuevas para que sea más variadas las opciones y así hacer a otras elaboraciones que pueden llegar a gustar más a otras personas. No son para nada complicadas de hacer y merece la pena mantener las tradiciones para que nuestros hijos, o nietos, tengan ese recuerdo y sigan con la tradición de estas elaboraciones, de todas ellas, y ellos a su vez las trasmitan.

Sigue leyendo Torrijas Rellenas de Chocolate

Patatas con Bacalao

Sencillo y rico plato, ideal para ahora que se acerca la Semana Santa y es muy típico hacer platos con bacalao. Este tipo de guisos llevan su tiempo de preparación, pero apenas dan trabajo, se pueden realizar otras tareas mientras se va cocinando por si solo. Mi madre lo preparaba con el bacalao que ella misma desalaba, cosa que yo hacía, pero ahora en muchos platos compro el que ya viene preparado en su punto de sal, éste es uno de ellos, para otras elaboraciones sigo eligiendo el otro. Con este bacalao al punto de sal evitas el paso de desalarlo y la verdad es que queda muy bien, además está limpio de espinas y sale jugoso siempre.

Sigue leyendo Patatas con Bacalao

Pasta con Beicon y Puerro de Pedro

Esta receta me la ha pasado mi hermano Pedro, y doy fe de que esta rica. Se puede utilizar la pasta que más guste, ya sea larga o corta, él opta por la pasta corta y además hace una mezcla de dos tipos, las pajaritas o lacitos y los macarrones o plumas rayados, ambos de varios colores. Dependiendo del fabricante se les llama a la misma pasta de diferentes formas. Espero que disfrutéis de la receta y os guste.

Sigue leyendo Pasta con Beicon y Puerro de Pedro

Conejo con Patatas

Mi hermana mayor me dio un conejo de monte, así que hice con él dos recetas, una de ellas fue ésta, que quedo muy rico y con mucho sabor. El conejo es una carne muy saludable y comienza a tener un lugar más importante en su consumo. Para dietas o simplemente por salud, es una carne baja en grasas y tiene un contenido en proteínas y vitaminas muy alto. Al ser de monte son aún menos grasos, eso sí son más oscuros y algo más duros, por eso necesitan una cocción más larga, pero con un sabor mucho mayor por su tipo de alimentación, por todos los vegetales que consumen en el monte.

Sigue leyendo Conejo con Patatas

Limones. Consejo de aprovechamiento

¿Cuántas veces utilizamos el zumo del limón y desaprovechamos su piel?, o todo lo contrario, ¿rallamos la piel del limón o la utilizamos para unas bebidas o cócteles o cualquier receta y no aprovechamos el resto?, sí, muchas veces lo guardamos, ¿pero no es verdad también que al final o se seca o se pone malo y termina en la basura?. Se que a muchos no os pasa, perfecto, bien por estas personas. Así que os dejo este consejo para todas aquellas personas que les pasa algo de esto que he comentado.

Si es el primer caso, hacer zumo, lo que yo hago es quitar toda la piel al limón o limones, cortando sólo la parte amarilla. Y ya hago el zumo tranquilamente sabiendo que la piel se la he quitado.

Sigue leyendo Limones. Consejo de aprovechamiento

Guacamole

Quien no haya probado el guacamole no sabe lo que se pierde, es un aperitivo muy rico y, por supuesto, muy sano. Hay que aprovechar para que los niños lo coman porque creo que es un plato que les gusta, y al comerlo en familia, con los amigos es una forma de que coman alimentos sanos. El guacamole no es una receta complicada, por supuesto que lleva algo de tiempo hacerla, pero apenas nada. Se vende ya guacamole hecho y aunque no están mal, no tiene comparación con el que se hace en casa, es mi opinión. Ya he puesto anteriormente la receta de los nachos, así que ya la tenéis completa.

Sigue leyendo Guacamole