Patatas con Salmón

Los guisos de patata son realmente un plato muy rico, es fácil y además económico, porque la combinación de ambos ingredientes hace que el plato sea para más personas, y además acompañado por una ensalada puede convertirse en plato único. El salmón es un gran pescado que aporta muchos beneficios para nuestro cuerpo y para nuestra salud. Es un pescado con personalidad, es rico en sabor y es ideal para este tipo de guisos.

Ingredientes (para 4 personas):

500 g de salmón fresco (ya limpio)

750/800 g de patatas

1 cebolla pequeña

1/2 pimiento rojo

2 ó 3 dientes de ajo

Perejil picado

Aceite de oliva virgen extra

Sal

Para quitar o separar la piel de la carne del salmón hacemos lo siguiente: ponemos el cuchillo casi plano, con respecto a la encimera. Hacemos una incisión al principio y vamos haciendo un movimiento hacia delante y hacia atrás, en un zig-zag, sujetando la piel con la otra mano y avanzando hacia delante, de forma que así se irá separando la carne de la piel (ver consejo completo).

Ponemos a cocer la raspa, la cabeza y las pieles del salmón. Quitando la espuma que sale cuando comienza a cocer.

También hay que quitar las espinas del salmón, es entretenido pero no complicado. Con la yema de los dedos iremos tocando y haciendo una ligera presión en la carne del salmón, de esta forma iremos notando dónde están las espinas. Con ayuda de unas pinzas, a veces se puede hacer con los dedos, las vamos sacando. Son largas y flexibles.

Troceamos el salmón en dados.

Ponemos la sartén al fuego, o la cazuela donde se va a hacer el guiso, con unas 6 cucharadas de aceite, más o menos. Sazonamos el pescado y cuando esté caliente lo salteamos ligeramente, no es necesario hacerlo mucho, luego se va a terminar de hacer en la cocción, pero así nos aseguramos de que luego esté más jugoso. Reservamos en un plato.

En este mismo recipiente y con el aceite que queda ponemos primero los ajos picados, y cuando se hayan dorado añadimos la cebolla y el pimiento picados pequeño. Rehogamos hasta que se hayan ablandado, unos 5 minutos.

Añadimos las patatas peladas y troceadas, o chascadas mejor. Añadimos como una cucharadita pequeña y rasa de sal, siempre es preferible poner menos al principio, luego siempre se puede añadir algo más si es necesario. Rehogamos durante unos 4 a 5 minutos.

Incorporamos una cucharada de perejil picadito.

Añadimos el caldo de la cocción, preparado con los restos del salmón, pasándolo por un colador. Tapamos y dejamos cocer unos 35 minutos. Probamos cómo está de sal y dejamos cocer ya destapado otros 35 minutos a fuego más bajo.

Probar si la patata está cocida, y entonces añadimos el salmón, lo dejamos unos 5 minutos que cueza todo junto.

Listo para emplatar.

1 comentario en “Patatas con Salmón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.