Revuelto de Judías Verdes

Es una receta muy sencilla, está muy rica y se hace en lo que se tarda en cocer las judías, que por supuesto podemos tener ya cocidas para así ganar tiempo y hacer el revuelto en el último momento. Es un plato que conviene comer recién hecho, pero se puede tener preparado y calentar en el microondas. Para una cena o como primer plato está muy bien.

6

Ingredientes (por persona):
250 g de judías verdes
2 huevos
1 diente de ajo
pizca de aceite de oliva virgen
sal

Quitamos las puntas a las judías verdes. Lavamos y cortamos las judías como más nos guste. En este plato las he cortado primero por la mitad a lo largo, y cada una por la mitad.

Ponemos las judías a cocer en una cacerola con muy poca agua, lo justo sin llegar a cubrir, y una pizca de sal. Las tendremos sobre unos 15 minutos, al gusto, probar que queden tiernas. Escurrir y reservar.

1

Pelamos el diente de ajo y lo picaremos en trozos muy pequeños. En un wok o una sartén, ponemos muy poquito aceite, como una cucharada, y los doramos con el calor al mínimo para que quede crujiente. Sacar y reservar.

2

Con el poco aceite que ha quedado de dorar los ajos, vamos a saltear las judías, pero el wok ha de estar bien caliente.

3

Batimos los huevos muy poco, volcamos sobre las judías y, fuera del fuego, rápidamente damos unas vueltas con una cuchara de madera o una espátula.

4

Volcamos sobre un plato y echamos por encima el ajo frito, los huevos los haremos más o menos hechos al gusto, pero no hay que hacerlo demasiado para que quede más jugoso.

5

2 comentarios en “Revuelto de Judías Verdes

    1. Hola Sara, efectivamente rehogadas simplemente con ajo y aceite de oliva son una delicia, hoy precisamente las he comido, aunque esta vez yo le añadí jamón serrano, que también así están muy buenas.

Responder a Dela Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.