Croquetas de Jamón Serrano

A mi familia nos gustan mucho las croquetas, quizás porque a mi madre siempre le han salido de lujo, las mías dicen que son las mismas pero en versión mejorada, eso me gusta. La verdad es que de todos soy la que tiene la cocina de mi madre, la que guisa como ella, y eso que soy la pequeña, pero será porque me ha gustado desde siempre cocinar y he estado mucho con ella cuando guisaba, y la ayudaba tanto en la cocina como en la compra. Mi hijo y uno de mis sobrinos, Elías, van a estar encantados con esta receta, pues para ellos va, espero que las hagáis y ya me contaréis que tal os salieron, aunque se en el fondo que mi hijo seguirá prefiriendo llevárselas de casa ya hechas.

17

Como medida utilizaremos un vaso de vino pequeño o cualquier otro recipiente similar, el caso es que haciendo las croquetas con estas medidas saldrán bien, si se utiliza otro recipiente mayor obviamente obtendremos mayor cantidad de croquetas, pero esto no es problema porque siempre las podemos congelar y así tenerlas ya preparadas con antelación para otras ocasiones.

Ingredientes:

200 g de jamón serrano (o del ingrediente elegido, si se quieren hacer con otro tipo de ingrediente)

1 cebolla pequeña

1/2 de aceite de oliva

1/2 de mantequilla o margarina

2 de harina

1/2 de maicena

1 de nata líquida

7 de leche

Sal

Pan rallado

Huevos

Aceite de oliva para freírla

 

En una sartén ponemos a calentar el aceite junto con la mantequilla, picamos la cebolla, en trozos pequeños, y la rehogamos a fuego lento con una cuchara de madera, hasta que quede transparente y blanda. Si no os gusta la cebolla no hay ningún problema porque se va a batir después todo junto y no se nota que la hay, lo digo por experiencia y es que con la cebolla quedan más buenas.

1

Añadimos dos cucharadas de jamón, rehogamos un minuto.

2

Añadimos a continuación las dos harinas y la rehogamos durante dos o tres minutos, removiendo continuamente, este paso es importante ya que si no se hace y no tostamos la harina, las croquetas tendrían un sabor a harina cruda. Nada más darle un par de vueltas a la harina, se formarán como unas bolas, poco a poco se irán aplastando y dando vueltas continuamente hasta que no haya ninguna, así nos aseguramos de que la harina ha sido dorada por todas partes. Cuando digo tostada o dorada no es que cambie a un color marrón, sino a que la harina pierde ese color blanco para ser un color beige, se puede ver la diferencia entre esta foto y la siguiente.

3

Mezclamos la leche y la nata, añadimos la mitad y removemos, y  a continuación batimos todo con la batidora. Podemos hacerlo en el mismo recipiente en el que estamos haciendo las croquetas o bien lo pasamos a otro, lo batimos bien y volvemos a echarlo en la sartén.

4

5

Añadimos el resto del jamón, y poco a poco el resto de leche y nata, según vaya pidiendo más, es decir, según vaya espesando la masa, e iremos removiendo con las varillas o con la cuchara de madera. Probamos de sal, ya que el jamón habrá dado su sabor y algo de sal a la masa. Seguiremos removiendo durante unos 10 a 15 minutos, cuanto más tiempo mejor, queda más fina queda la masa. Volver a probar por si fuera necesario añadir algo más de sal. Cuando comience a separarse la masa de las paredes de la sartén es cuando podemos decir que la masa ya está casi hecha, pero se puede decir que está hecha cuando al retirar la masa hacia un lado ésta no vuelve a su sitio.

6

7

Volcar en un recipiente y dejar enfriar la masa. Para que no se forme costra en la superficie es conveniente colocar encima film transparente. Cuando esté ya a una temperatura más templada, guardar en la nevera. La masa es mejor dejarla que se enfríe bien, hay que dejarla unas horas en la nevera, o mejor hacer la masa de un día para otro.

8

Tenemos dos platos, uno con pan rallado y otro con dos huevos batidos, posiblemente sean necesarios uno o dos huevos más, todo dependerá del tamaño de los huevos y del tamaño de las croquetas, cuanto más grandes menos huevo, eso ya al gusto de cada uno, pero no las hagáis demasiado grandes ya que luego habrá que poner más aceite en la sartén.

9

Con una cuchara pequeña vamos cogiendo una cantidad de masa. Las pasamos primero por pan rallado y le vamos dando la forma con las manos, se puede hacer también con dos cucharas, pero a mi me gusta hacerlas con las manos. Si no sois muy duchos, podéis hacerlas redondas, o bien cortar la masa en cuadrados y las rebozáis así. A continuación las pasamos por el huevo batido y de nuevo por el pan rallado.

Yo primero hago el primer paso de pasarlas todas por pan rallado y darles la forma y después poco a poco el segundo paso.

10

Si no vais a freírlas todas, podéis guardarlas en un recipiente hermético y a la nevera. Pero si no las vais a consumir o habéis hecho de más para otros días os aconsejo que las congeléis, abajo os dejo un consejo de cómo es mejor, así siempre podréis sacar sin problemas las que vayáis necesitando.

11

En una sartén con bastante aceite, lo justo para que las cubra, las vamos friendo por tandas, o bien en la freidora, que es ideal para esto, ya que las dora por todas partes por igual y quedan muy bien. Cuando se hayan dorado por un lado darles la vuelta para que se doren por ese otro lado.

12

13

Normalmente si las croquetas no se cubren con el aceite a la hora de freírlas, se abren justo por donde llega el aceite, como se puede observar en las fotos, no pasa nada, pero si hay invitados quedan más bonitas sin estar abiertas.

14

15

Os dejo una foto con una de las croquetas partida por la mitad para que podáis ver lo cremosas que quedan.

16

También os dejo el enlace de estos dos consejos:

Arreglar masa de croquetas si ésta queda demasiado ligera.

Croquetas al congelador.

 

 


12 comentarios en “Croquetas de Jamón Serrano

  1. ESPECTACULARES!! Despues de este articulo tengo que intentarlo en casa!
    Por cierto las croquetas de la foto , el otro dia acabe con la ultima…increibles!

    Un bso

  2. estoy buscando uan receta asi con ingredientes exactos tengo varias dudas haber si me las puede resolver,el vaso de vino te refieres al vaso finito y bajito,nata no especifica si de cocinar o de montar que utilizas mantequilla o margarina,podria hacerlas sin batir en la batidora o eso es necesario,lo siento por tanta pregunta nunca habia oido hablar que a la masa se le añadiera nata y maizena,y para terminar veo que la masa no se despega de la sarten es asi.Un saludo y buen dia

    1. Hola ana, el vaso de vino al que me refiero es al típico vaso pequeñito, el de los chatos en el bar, ya sabes que en las tiendas de un mismo modelo tienen tres tipos de vasos, el de agua, el alto y el pequeñito (pues éste), no obstante tiene una capacidad de unos 100ml=10cl=1dl=100cc.

      La mantequilla la derrites previamente para poder medirla. Puedes utilizar la nata que quieras, al ser para salado no importa. Lo de batir la masa es por varios motivos, para que no te queden grumos por la harina, así ahorras tiempo (si no hay que estar removiendo mucho) y para las personas que no les guste la cebolla (así no se la encuentran, pero da ese sabor tan bueno a las croquetas), pero si a ti no te importa darle a la muñeca, y te gusta la cebolla, haz como yo, que no suelo batir la masa. Y es que como ves no pongo mucha cantidad de grasa, ya que la moda ahora es poner el mismo peso de grasa que de harina para que no se formen grumos, pero me parece una exageración. Antes las leches tenían su nata, ahora no, por este motivo la pongo, además así las enriquece. La maicena es para que al hacer las croquetas sea más fácil y no queden tan blandengues que no se puedan manejar, pero no te pases de maicena. Y la masa sí que tiene que despegarse de la sartén, es el momento en que te dice que está hecha. Saludos y ya me cuentas.

  3. gracias por todas tus respuestas.Si lleva toda la razon lo del aceite siempre se ve la misma cantidad de aceite que de harina y en muchas recetas bien una exageracion y a mi en verdad no me gusta tanta aceite y si que me doy cuenta que tu receta lleva mucha mas harina que de aceite y por eso me ha llamado la atencion,no sabia lo de la maizena creia que la utilizaba para que quedara mas cremosa y eso por lo visto no tiene nada que ver,y la probare batiendo la masa con la batidora haber que tal,he visto recetas que para esa cantidad de leche le ponen 150 de aceite y lo mismo de harina por eso mi me ha gustado tu receta y lo de los vasos asi siempre se utiliza lo mismo exacto ya me imagino que tambien dependera de la harina que utices.Bueno cuando la hagas te dire y si me sale esa sera mi receta de siempre.Gracias

  4. hola he hecho la masa me ha salido bien lo unico que no eche 7 de leche eche 6 de leche 1 nata porque pense que si le añadia mas podria quedar mas liquida,otra vez le añadire un vaso mas lo mismo me queda mas jugosa y he utilizado margarina pero me gusta tu receta porque son medidas exactas no son a ojo y no hace falta pesar con tan solo un molde lo haces todo.Me gustarias comentarte que me han dicho que para rebozar mas rapido una vez la masa echa se añade al molde y se le anade dos huevos batidos y mezclar bien y ya dejar enfriar lo suficiente y luego solo hay que darle la forma y rebozar solo por pan rayado,no lo he echo nunca pero lo pondre en practica y me gusto compartirlo lo mismo lo sabias.Muchas gracias por la receta y un saludo.

    1. Hola ana, seguro que están muy ricas, y ya verás si necesita más leche cuando las hagas. La maicena le da suavidad como bien dices, pero si te pasas las croquetas quedan muy compactas. No lo he hecho nunca, pero si que he oído que si se le añade a la masa unas yemas la masa queda más blanda, pero no tengo ni idea lo que me comentas sobre los huevos batidos y que no hace falta ya pasarlas por huevo, así que cuando lo hagas espero que me cuentes qué tal todo, tanto las croquetas como la experiencia de poner el huevo batido como te han dicho. Saludos.

  5. hola dela he echo otra vez las croquetas pero me ha costado mucho trabajo liarla,estaba muy pegajosa he añadido todos los ingredientes exactos como tu pones,lo he tenido mucho tiempo en el fuego por eso no ha sido,tu cuando la haces siempre añades los 7de leche 1 de nata,yo empece a,liarla a las 4 horas no se si seria pronto pero la masa estaba fria,cual habra sido el problema.Un saludo.graicas

    1. Hola de nuevo ana. Yo suelo dejar la masa de un día para otro, así la masa ha reposado y va a ser mucho mejor a la hora de hacerlas. A veces la harina tiene mucha culpa de lo que pasa, por eso aunque sí son las medidas, es conveniente añadir el último vaso de leche poco a poco, ya que puede pasar que no necesite toda y sea solo la mitad o tres partes. No obstante hay un remedio para arreglar la masa si te vuelve a pasar, lo encuentras en el A, B, C de los Consejos, en la sección COMIDAS, “Arreglar una masa de croquetas”. Cuando llevas tanto tiempo cocinando al final las haces a ojo, pero las medidas están bien. Un truco, si han quedado algo más blandas de lo habitual, es rebozarlas primero por harina, para que así se selle la masa y no salga nada de ella al freírlas. Ya me cuentas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *